Buscar: en
Fecha: 29/03/2008

Coparticipación municipal y retenciones


Un tema efervescente que impacta de lleno en el interior
de la Provincia de Buenos Aires




El régimen de coparticipación se rige por la Ley Provincial Nº 10.559 (Texto Ordenado por el Decreto 1.069/95), la cual establece en su Artículo 1°: (Texto según Ley 10.752) Las Municipalidades de la Provincia reciben en concepto de coparticipación el 16,14% (dieciséis con catorce por ciento) del total de ingresos que percibe la Provincia en concepto de impuestos sobre los Ingresos Brutos, Impuesto Inmobiliario, Impuesto a los Automotores, Impuesto de Sellos, Tasas Retributivas de Servicios y Coparticipación Federal de Impuestos".

Lo que no dice la ley es que en el cálculo de la Coparticipación Federal de Impuestos NO intervienen importantes actores, como lo son el Impuesto a los Débitos y Créditos Bancarios (solo parcialmente, cuyo nombre popular es impuesto al cheque) y las Retenciones sobre la Exportación.

El importe resultante de la aplicación de dicho porcentaje es distribuido:



a. El 58% (cincuenta y ocho por ciento) entre todas las Municipalidades de acuerdo a un coeficiente de distribución (CUD)



b. El 37% (treinta y siete por ciento) entre las Municipalidades que posean establecimientos oficiales para la atención de la salud -con o sin internación-, de acuerdo a lo establecido por el artículo 2° de la ley.



c. El 5% (cinco por ciento) entre las Municipalidades que cubrieran servicios o funciones transferidas por aplicación del Decreto-Ley 9.347/79 y sus modificatorias.



También se distribuye el producido de la explotación de Casinos que le corresponda a la Provincia por aplicación de los Convenios vigentes entre ésta y la Lotería Nacional.



Para todo este complejo sistema de cálculo, existen los coeficientes únicos de distribución entre las Municipalidades (CUD), que anualmente la Provincia determina para cada Municipio en función a las estadísticas que aportan los Municipios.



En base a los coeficientes resultantes de la presente ley el Banco de la Provincia de Buenos Aires transfiere diariamente a cada Municipalidad el monto de coparticipación correspondiente.



Los municipios de la Provincia de Buenos Aires tienen echada su suerte a la oscilación anual del CUD, y es por eso que las Administraciones Municipales este año recibirán mayor o menor coparticipación en función al resultante ya informado durante enero de su CUD individual, y luego según la pericia con que se desenvuelvan las nuevas autoridades recaudatorias (ARBA) y la performance de la coparticipación federal.



El impacto de la coparticipación en los municipios bonaerenses, si bien históricamente los dejó en una situación de equilibrio, sería muy distinto y beneficioso si por ejemplo las retenciones que el sector productivo de cada partido aporta fuesen coparticipables (una utopía por ahora), o volvieran al municipio en forma de obras, caminos rurales, maquinaria, hospitales, fomentos a emprendimientos productivos, etc...



El informe de indicadores económicos del mes de marzo 2008, del Ministerio de Economía y Producción de la Nación, establece un crecimiento en los últimos años justamente en los impuestos al comercio exterior, léase entre otros las RETENCIONES.




A esa situación se le suma que la balanza comercial, sigue dando positiva consistentemente y por ende dejando importantes ingresos.




Esta situación se ve también ligada a que justamente, el crecimiento mayor de las exportaciones viene dada por los productos primarios, en un alto porcentaje (44,7 interanual).



Desde el Ministerio de Economía, se jactan de hacer “bien los deberes” y de incrementar trimestre tras trimestre las reservas internacionales del BCRA, mientas las localidades del interior padecen necesidades y requieren asistencia para poder pagar sueldos, mantener los servicios esenciales, mejorar la salud pública, comprar maquinaria, reparar caminos rurales, etc…




Hoy podemos decir que el sector agropecuario de la provincia de Buenos Aires aporta una importante suma de millones de dólares anualmente que engrosan estas reservas, y por lo enunciado al inicio los municipios solo reciben escasos porcentajes de eso en concepto de coparticipación.



Es verdad que también se reciben en cada territorio obras, aportes y otras asistencias, pero ya es algo discrecional que cada comuna debe gestionar. No es genuino ni automático. Entran otras cuestiones en juego.



Hoy está en juego algo más que la problemática de este importante sector, está la vida y el día a día de las localidades del interior del país. Existe en muchos funcionarios el síndrome palaciego, y no llegan a ver las realidades del interior y los efectos nocivos de tanta acumulación centralizada de recursos a nivel nacional.



Sentados en la gran caja…, los que deberían interceder, miran esta película como si fuera ajena o sectorial. Y es un tema de todos señores!.




Cdor Marcelo Bondoni

Summa Consultores


www.summaconsultores.org




<< Volver